lunes, diciembre 20, 2004

¿Encontraría a la Maga?

Hace no sé cuanto que comenzó la búsqueda,
sobre los puentes que trazan sombras móviles
en los ríos,
sobre los pasos que uno cree escuchar
tras de sí o junto a los retratros
de mujeres desconocidas, abandonadas,
en algún salón de museo.

Años, meses o días, no sé,
pero el tiempo corre
como ese bichito que camina
haciendo un tic tac perpetuo.
Corre como las erres del ferrocarril
por el lado de aquí
y el de allá.

Encontrarla es encontrarse a sí mismo
quizá por eso viaja con los ojos cerrados,
estirando las manos para tocar vacíos y silencio.

Ella escribe cartas frente a un espejo,
las escribe sin palabras
mientras escucha las patitas del tic, tac
- pequeño escarabajo -.

Él se desespera, jamás podrá estar
tan cerca de su libertad
como ahora, sigue buscando;
tiene miedo
de no encontrarla jamás.

4 comentarios:

catching dreams dijo...

seguimos buscando, sin saber a ciencia cierta qué o cómo empezó la frenética búsqueda... yo por lo pronto me conformo con ilusionistas.

abrazos de fin de temporada

el flako mix

Anónimo dijo...

Nunca la encontrará, ni siquiera a previsto tenerla. Pero necesita ser servido de esta ilusión que es La Maga libre.

Alma Jimenez dijo...

Odio los comentarios anónimos.

una princesa olvidada dijo...

Encontraría a la Maga?
Tal vez ya la encontró o no la buscó nunca, pero se aferra a esa idea de la vida de buscar, quizás sin saber quién es y estar seguro de reconocerlo.